Os bautizará con Espíritu Santo y fuego

Domingo de la Segunda Semana de Adviento (Ciclo A)

  • Is 11, 1-10: Juzgará a los pobres con justicia
  • Sal 71: Que en sus días florezca la justicia
  • Rm 15, 4-9: Cristo salvó a todos los hombres
  • Mt 3, 1-12: Convertíos, porque está cerca el reino de los cielos.

 

Reflexión: Viene Jesús e inaugura un tiempo nuevo, el tiempo de la Redención. A partir de ahora ya todo da un giro y la bondad y la concordia vencen, imperan en el nuevo orden de cosas que Jesús vino a traer. Jesús llega trayendo sobre Sí y Consigo el Espíritu del Señor: “espíritu de prudencia y sabiduría, espíritu de consejo y valentía, espíritu de ciencia y temor del Señor”. Solamente utilizará la fuerza de su Palabra para regirnos: “Herirá al violento con la vara de su boca, y al malvado con el aliento de sus labios”. Y el resultado es la concordia y la paz, en el que “el novillo y el león pacerán juntos”.

En medio de todo esto tan hermoso, se eleva la voz de Juan el Bautista llamándonos a la conversión. Hay que ser fuertes y constantes y no desanimarse. La conversión exige constancia y trabajo por nuestra parte, pero con la Gracia de Dios es posible. Aquel que es capaz de sacar de las piedras hijos de Abrahán, es capaz de convertir mi corazón extraviado y egoísta en un corazón de hijo de Dios. Únicamente debo abrirme a su acción y permitir que la Gracia actúe y me transforme interiormente. Y daremos “el fruto que pide la conversión”.

Oración: Señor Jesús, ven a mi encuentro y bautízame con Espíritu Santo y fuego. Convierte mi corazón egoísta y bastardo en un corazón de hijo entregado y confiado en las manos de su Padre.

 

Un comentario en “Os bautizará con Espíritu Santo y fuego

  1. ¡ Que maravilloso es esto de la transformación ! cuando una logra visualizar las cosas de manera diferente, responde de manera diferente también, sea frente a lo bueno o lo adverso que acontece en nuestra vida, una va adquiriendo poco a poco la capacidad de saber conducirse en pos de la caridad frente a todo lo que le rodea…..
    Hace años ya por gracia de Dios recibí el Bautismo en el Espíritu, y en la medida de la apertura he experimentado en mi corazón esa fuerza increíble para saber responder a la manera de El; con benevolencia, con mayor capacidad de comprensión frente a lo adverso, y ¡¡ permanece en el alma un gozo que no se termina !! , eso es Gracia, sólo Gracia, nada es mérito personal.
    Si queremos lograr de verdad la conversión es importante no bajar la guardia, tratar de vivir en una comunión permanente con Dios, aunque todos los días tenga que empezar de nuevo.
    Somos frágiles, imperfectos, inconstantes por naturaleza, sin embargo la bendita porfía por querer mejorar, hay que ver que Dios la bendice; lo importante es siempre volver a empezar !!

    Gracias Madre Olga María.
    En el amor de Jesús soy su agradecida
    M.Eliana

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s