Impresiones de Valdediós

 

Es impresionante pensar lo que supone que hace 1100 años hubiera ya cristianos glorificando a Dios en Valdediós, en esa misma iglesia que cariñosamente los asturianos denominan “el Conventín”.

Pero lo que más me toca el corazón de Valdediós es su sentido de claustro con el significado profundo de esta palabra.1915259_903685276397137_5636648009281186360_n Valdediós es un monasterio. Un monasterio en torno a un claustro. Una ciudadela de Dios en torno a un claustro. El claustro es un lugar cerrado que sirve básicamente para recogerse. Esa es la idea. Y entonces… en torno a ese claustro, en ese ámbito donde el monje se encerraba… giraba la vida del monasterio. Una ciudadela de Dios donde se fragua una civilización nueva: la civilización del amor de la ue hablaba San Juan Pablo II.

Si las Samaritanas somos conducidas a Valdediós (una parte de la comunidad) no va a ser para apartarnos de todo y de todos, sino para -desde allí- gritar al mundo que Dios nos ama. Eso no es negociable… y nunca podremos renunciar a ello. Valdediós será un oasis de silencio desde el que -paradójicamente- se grite al mundo que DIOS NOS AMA.

No es coincidencia que una manera de llamar al seno materno sea precisamente  “claustro materno”. Y, al fin y al cabo… el Conventín se llama San Salvador de Valdediós, pero el Monasterio, en el que está el claustro, se llama Santa María la Real de Valdediós. Es un lugar mariano, es un lugar de la Virgen, 1929916_903684659730532_8943794466180282181_ndonde reina la maternidad de María. Y para llegar hay que bajar porque es un valle -el valle de Dios- y se accede bajando. A Valdediós sólo se puede llegar bajando: se requiere un abajamiento, una kénosis, un anonadamiento…si no bajas, no llegas a Valdediós y te quedas arriba, lejos del claustro.

Vislumbro en mi corazón que ese monasterio puede ser un claustro materno donde se lleguen a gestar el cielo nuevo y la tierra nueva: una humanidad nueva y regenerada por el Evangelio, según el Corazón de Jesucristo, que tenga que nacer ahí, gestarse ahí… y para eso hay que bajar. Y desde ahí… recordemos que Asturias es la cuna de la Reconquista: reconquistar España para el Corazón de Jesús y desde España el mundo entero, que se irradie de ahí. ¡Eso es lo que me sugirió el claustro de Valdediós cuando lo visité!

Pensando en las Samaritanas y en nuestro modo de vida… veía que no se correspondía un edificio de esas características con nuestro estilo. Y es cierto que no se corresponde con nuestro concepto de vida, pero a lo mejor, lo que hay que hacer no es erradicar los claustros de nuestros monasterios samaritanos, sino entender que el claustro hoy es de otra manera12642822_903687919730206_5262166790816349484_n. El claustro para una  Samaritana no es un encerramiento, sino un lugar donde algo madura y donde algo crece, donde algo se gesta y desde donde se grita el Evangelio de que somos amados por Diso con Corazón de Hombre… Es el ámbito en que ella se encuentra con Jesucristo y El le pide de beber y le ofrece el Don de Dios y ella dialoga íntimamente con El y se desprende de su viejo cántaro y desde donde corre a anunciar ese DON de Dios que ha encontrado. Todo eso y mucho más es el claustro para una Samaritana: no un encerramiento, sino un desierto santo donde se encuentra con Jesús y acoge el Don.

El Carmelo Samaritano es un hijo de Dios en gestación y el amor y la libertad interior que en él se viven estará en gestación siempre en lo íntimo de cada hermana. Siento que Valdediós puede ser ese claustro materno desde el que nazcamos y nos irradiemos…

 

5 comentarios en “Impresiones de Valdediós

  1. Bajada al valle……al…claustro…anonadamiento…….entrar en el “castillo interior” de nuestro corazón samaritano, donde hay muchas moradas, para allí encontrarnos con el Corazón de hombre de Jesús,y, así, con É,l vivir en clausura espiritual(monjas y seglares) y a demás, en clausura física y muy necesaria(monjas carmelitas samaritanas) como esos peces sumergidos en el mar pero que a veces “saltan” fuera para gritar que Dios tiene Corazón de hombre

    Me gusta

  2. Que regalo, Madre, que regalo… Todo saldrá bien, para mayor gloria de Dios y alegria de Teresa. Acompañolas en youtube con mucha gratitud. Desde Brasil les envío mi abrazo fraternal y mi más profunda envidia jajaja. Perdone el portuñol torcido y pido su bendición.

    Para las chicas que se vayan a Valdediós, con amor:
    Los pasos del silencio. Cap. 8. Otranto. Monasterio de San Nicolò

    Me gusta

    1. Youtube mostra capitulo 1, mas es el 8! Y como recuerda a ustedes…

      (clicando en la esquina superior izquierda de la pantalla se encuentra el 8 – Otranto)

      Me gusta

  3. Tanto el entorno como el propio monasterio están llenos de Dios: si éste fuera el nuevo destino para la Comunidad (o parte de ella), sería una bendición de la Providencia. ¡Cuánto bien espiritual podrían hacer allí! Es un lugar privilegiado para transmitir que Dios nos ama con Corazón de Hombre.
    Encomiendo esta intención para que llegue a buen puerto, Madre Olga

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s