Mujer: ahí tienes a tu hijo

Esta palabra de Jesús la recoge Juan. Es otro matiz más de la Redención.

En la Cruz se engendra una nueva humanidad, que es la Iglesia; una humanidad nueva que ha creído en Cristo, y que ha comprendido que Él en la Cruz es el Salvador. La Iglesia nace en la Cruz, del Costado abierto de Cristo. Cuando muere su Cuerpo humano físico, nace su Cuerpo Místico, que es inmortal.

Nos podemos imaginar la escena: Jesús lleva ya bastante tiempo colgado de la Cruz –más de dos horas- y la multitud, que está por allí contemplándolo, llega un momento que se aburre y empieza a marcharse. Los momentos más grandes de la historia están sucediendo y los que están presentes se aburren -como ahora nos sucede muchas veces con la Eucaristía- porque no miran ni ven.

59f1001bMaría, su Madre, no está en un lugar excepcional, destacado, sino perdida entre la multitud  con un grupo de mujeres. Su asociación a la Pasión de Cristo, tan sumamente importante y transcendental, no es espectacular. Nada en su vida ha sido espectacular. Cuando concibió a Jesús no fue espectacular, y cuando concibe y da a luz a la Iglesia tampoco lo es. La espectacularidad no corresponde al valor de colaborar con la Redención.

Jesús permanece en silencio. Probablemente en el Calvario se escucharía su respiración penosa, fatigosa, casi ya un estertor y nada más. Él permanece en silencio en su ofrecimiento cruento, dolores físicos, morales, humillaciones… ¡lo ha dado todo! Y estando allí, desde lo alto de su Cruz, ve a su Madre, la mira -está ahí cerca- viéndole sufrir sin poder aliviarle… ¡Y Jesús la mira!… ¡La mira como sólo Él sabe mirar!

La mira y ve junto a Ella a Juan. De la misma manera nos mira desde su Cruz a cada uno de nosotros. Y a cada uno de nosotros nos ve junto a su Madre, nos ve junto a María.

Y Ella, perdida entre la multitud, es tan hermosa aún en su dolor, que su sola presencia conforta a Jesús y ve en Ella el fruto preciosísimo por quien vale la pena la Redención, aunque no fuera más que por Ella. Solo Ella compensa todos los pecados, todos los crímenes, todas las blasfemias de todo el mundo.

Y mirándola le dice: “Mujer, mira a tu hijo”. Juan es Jesús. ¡María no tiene más hijo que Jesús! Y Jesús no le dice a María: “ahí tienes otro hijo tuyo”, sino “ahí tienes a tu hijo. Éste es Jesús a quien tú engendraste.” Cada uno de nosotros somos Jesús para María. Parece, como si tácitamente Él estuviera diciendo a Ella, lo que nos dijo a todos los demás: “Lo que haces con uno de estos, Conmigo lo haces. ¡Mira a tu hijo!”

Aparece así la Iglesia incorporada a Cristo, de la que puede decir de veras a María: “Mira, es tu hijo”. La culminación de Su obra sobre la tierra es dejar la Iglesia. La Iglesia es el Hijo de María, el Cuerpo místico, a través del cual seguirá realizando la Redención en el mundo.

img-20160221-wa0181.jpgLa Virgen, la Dolorosa, madurada por la Pasión, por su compasión con Cristo, es proclamada Madre de la Nueva Humanidad, del Nuevo Israel, Madre de la Iglesia y Madre de cada uno de nosotros.

Y a Juan le dice: “Mira a tu Madre”. María es de verdad la madre de Juan. Jesús no le dice: “Trátala como si fuera tu madre… Considérala como tu madre… Acógela como si fuera tu madre…” ¡No! Afirma: “¡Es tu Madre!” Y desde aquella hora el discípulo la tomó entre sus cosas.

De María no se nos dice que tomara a Juan como hijo. No hace falta decirlo, porque María ya había dado su SÍ de verdad y sin límites. ¡Ese es el testamento de Jesús! ¡María es su mejor legado! Tenemos que recibirla también nosotros. De cada uno de nosotros Jesús dice: “Mira a tu hijo”. Y a cada uno de nosotros nos dice: “Mira a tu Madre”. Nuestra aceptación de María es lo que nos constituye de verdad discípulos de Cristo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s